EL AMOR SANA TODA HERIDA

el amor sana heridas

El amor es la fuerza más poderosa del universo, es la fuente inagotable de sanidad emocional, física y espiritual. No hay herida que el amor no pueda sanar. Búscalo dentro de ti, escucha su voz, déjalo fluir en todas las áreas de tú vida y comprenderás tú propósito de vida.

Comúnmente la sociedad y los medios nos enseñan al amor de pareja como la principal fuente de amor, como requisito para alcanzar la felicidad, los jóvenes a cierta edad ya empiezan a desesperarse por encontrar una pareja lo antes posible para sentirse plenos, ignorando que la verdadera fuente de felicidad proviene de nuestro Amor Propio, no podemos dar amor, si no tenemos amor y lo practicamos hacia nosotros mismos. Las personas que se casan siendo felices consigo mismas, perduran unidas en el tiempo, porque comprendieron que se unieron para compartir la felicidad y para exigir la felicidad de la otra persona.

A menudo vemos como en su mayoría, las novelas y canciones, le atribuyen a otra persona toda la felicidad que necesitan y sin ellas no pueden vivir, cuando la verdad es que la relación más valiosa y duradera es la que cultivamos con nosotros mismos, siendo leales a nuestros principios y valores personales, respetando nuestra voz interior y disfrutando todo lo que somos. Desarrollamos nuestro amor propio desechando todo lo que nos roba la energía, la luz propia y la paz interior. Aprendemos a cuidar nuestra fuente de amor, cuando entendemos que nuestra felicidad depende de nosotros mismos, y la tarea siguiente es compartir ese amor y felicidad con otros para sentirnos plenos en nuestro propósito de vida “Dar y recibir”, porque todo lo que damos, por ley se devuelve y todo lo que sembramos también cosechamos.

Creo que estamos iniciando una era del despertar emocional y espiritual, donde podemos encontrarnos con nosotros mismos y descubrir ese valor escondido por décadas, esa fuente inagotable de amor interna, por el cual fuimos creados, porque Dios es Amor, esa es su naturaleza. El amor no cuestiona, no exige, no castiga, no maltrata, no ofende, no guarda rencor, no es egoísta, siempre mantiene la fe y la esperanza. Para el amor no hay nada imposible. Todo lo aprendido sobre el amor contrario a esto, definitivamente no es amor. “El amor nunca deja de ser”.-1 Corintios 13. La Biblia.

De mi historia personal puedo aportar que experimenté el mayor dolor que puede sentir una mujer, al ver morir a mi hijo de 3 meses de nacido, lo que hizo que cayera en la depresión y psicosis post traumática más profunda. Tuve el privilegio de contar con apoyo psicológico profesional y familiar, y en terapia descubrí que ese amor que yo sentía por mi hijo, era el mismo amor que me iba a sanar, descubrí que mi bebé siempre fue un ser lleno de luz y amor, que no vino a destruirme, sino a hacerme descubrir mi fuerza y amor interno, ese dolor hoy se convirtió en Amor, y en honor a él hoy puedo ayudar con toda satisfacción a otras personas en duelo, estrés, ansiedad y depresión.

El Amor te llevará a descubrir tú propósito de vida.

Hulda Tovar de Laguna.

Soy músico, Contador Financiero de profesión y escritora de corazón. Hija y esposa feliz, mamá de un Ángel en el cielo y de una bebé arcoirís en la tierra. Actualmente ayudo a personas con depresión y ansiedad a través de mi blog en instagram @milcoloreslife

Comparte La Publicación